¿Interseccionan la libertad y la revolución?

“EL PERFIL DE LA LIBERTAD”

Fragmento:

…///…

“La Voluntad hizo al mundo; la Voluntad lo hirió; la misma Voluntad Divina dio al mundo su segunda oportunidad; la misma Voluntad humana puede elegir por última vez. Esta es la verdadera peculiaridad sobresaliente, o excentricidad, de la peculiar secta llamada catolicismo. Y si alguien tiene algo que objetar porque confino un concepto tan grande a los católicos, voluntariamente estaré de acuerdo en que muchos de los que le dan tanto valor evidentemente deberían ser católicos. Pero, si alguien dice que de hecho y en la historia la voluntad no está ligada a la fe de los católicos, basta remitirlo a la historia y a los hechos.”

…///…

Del libro EL HOMBRE CORRIENTE. (G.K. Chesterton)

“La revolución más grande es una unidad que puede experimentar el ser humano”

Fragmento:

…///…

“La exigencia de unidad que está en la raíz de todas las expresiones de la vida del yo pertenece a la misma definición del yo. Toda gran revolución humana ha tenido como ideal supremo la universalidad: hacer de toda la humanidad una sola cosa. Y también ha sido el ideal supremo de toda gran filosofía conseguir la unidad entre todos los hombres, una unidad en la que cada uno sea él mismo y al mismo tiempo una cosa sola con los demás. Pero ninguna filosofía ha podido jamás imaginar eso de manera precisa y ninguna revolución lo ha podido nunca llevar a cabo: al final la desesperación destruye el ideal revolucionario porque resulta imposible de alcanzar.”

…///…

Del libro Crear huellas en la historia del mundo. (L. Giussani, S. Alberto, J. Prades)

¿Vislumbrar esa intersección no será como encontrar la verdadera piedra angular de la vida?, me pregunto.

A don Javier Marías sobre su entrevista en el último EL PAÍS SEMANAL.

Estimado Javier Marías,
Acabando de leer la entrevista que le hace José María Izquierdo en EL PAÍS SEMANAL, solo subrayaba algo que no me encajaba viniera de usted por parecerme más bien un tópico despectivo: “…y la fe, que siempre es una forma de fanatismo,…” Pero al leer posteriormente su artículo sobre “Un Papa”, entiendo su anterior afirmación y todo me encaja más. Pues coincide bastante fielmente con una postura que yo he mantenido durante décadas. Hoy, solamente preguntaría a Serafín (1) cómo le conmovió la experiencia de Marciano (1) para llegar a una conclusión distinta a la suya en ambos artículos. Es un tema difícil de expresar en tan solo unas líneas, donde los tópicos enmascaran bastante la realidad en general a mi entender.
Saludos cordiales,
J. Bodas
https://lascosasquenosondeestemundo.wordpress.com/
(1) Personajes de un relato titulado “Su caída del caballo” de mi libro CUENTOS, CONFESIONES Y … CAÍDAS.